domingo, 13 de junio de 2010

Siglo XIX - Ethel Stefana Drower

Breve Biografía de Ethel Stefana Drower

Ethel Stefana Drower, nació en 1879 en Inglaterra. Antropóloga británica, estudiosa del Medio Oriente y sus culturas.


Su apellido de soltera era Stevens, Ethel de carácter independiente y aventurero, se casó en 1910 con sir Edwin Drower (1880-1951), con quien viajó extensamente por el Oriente Medio. Escribió varias novelas situándolas en esta región; en 1911 Ethel publicó su primera novela "La montaña de Dios" y "Tierra del tambor", una colección de cuentos.

En 1922 acompañó a su marido a Irak, cuando fue nombrado asesor del Ministro de Justicia del gobierno británico. Allí comenzó Ethel a interesarse en la forma de vida, las costumbres y los ritos de los mandeos, una secta gnóstica que vivia en los pantanos de Basora.
Esta es una gran ciudad cerca del Golfo Pérsico.

Con mucho carisma, habilidad y perseverancia, esta erudita inglesa tomó notas y fotografías de las manifestaciones culturales y religiosas de la secta, logrando que le permitieran recopilar sus textos sagrados y traducirlos al inglés. Cuando retornaron a Inglaterra, - su esposo debía continuar su carrera de diplomático en su propio país - Ethel volvía cada año a Irak a continuar sus estudios.

Fue la primera europea en interesarse de un modo científico por los mandeos. En sus estudios se revela que esta cultura ancestral se remonta a antes de Jesucristo, vivían en Jerusalen y se identificaron con Juan El Bautista; a la muerte de éste, fueron perseguidos y expulsados, trasladándose al actual Irak.

Durante este
éxodo, los mandeos plasmaron unas Escrituras dualistas que revelan la primigenia Entidad sin forma, que irradiaba una sucesión de deidades o inteligencias eternas que ponían en relación la materia y el espíritu. La concepción mandea del mundo está impregnada de dualismo gnóstico: la Luz y las Tiniebles, aparecen enfrentados como enemigos. El matrimonio era obligatorio, la poligamia estaba permitida y había que engendrar hijos. La mujer tiene el mismo valor social, rango y respeto que el hombre.

Lady Drower dedicó mucho tiempo para ganar la confianza de los mandeos, y éstos le revelaron su historia, sus creencias y doctrinas, permitiéndole ver además los rollos secretos de sus Escrituras, que sólo eran accesibles a los sacerdotes.

En 1953 Ethel Stefana publicó "Haran Gawait", un texto que narra el éxodo de los mandeos. Tradujo también al inglés: "El Ginza", llamado también el Gran Libro, el "Qolastá", el "Libro de las 1012 preguntas", publicado en 1960, el "Libro de Juan", el "Secreto de Adán", documentándolos con las fotos que ella había tomado.

Ha dejado un legado cultural enorme, en el que se han basado otros eruditos consagrados a la investigación del mandeísmo, como el alemán Kurt Rudolph (1929-). Luego de los descubrimientos arqueológicos del Mar Muerto en 1947, el teólogo y arqueólogo alemán Otto Huth (1906-1998), llegó a la conclusión de que tanto los primeros mandeos como Juan el Bautista habrían sido judíos esenios. Algunas escuelas esotéricas consideran que Jesús perteneció a los esenios.

A pesar de todos los investigadores, los trabajos de Ethel Drower son los más extensos y todavía queda material recogido por ella sin estudiar. Lady Ethel Stefana Drower murió en 1972.

En la actualidad se cree que quedan alrededor de 7000 mandeos en Irak, muchos han huido de los asesinatos y violaciones por parte de extremistas islámicos, a Jordania, Siria y a Estados Unidos. En Nueva York hay una sede de la Sociedad Mandeísta de Estados Unidos.


Fuentes y Bibliografía
Protected by Copyscape Online Plagiarism Detection
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...