martes, 14 de junio de 2011

Siglo XVIII - Marie-Anne Lavoisier

Breve Biografía de Marie-Anne Lavoisier

Marie-Anne Lavoisier, nació como Marie-Anne Pierrette Paulze, en 1758 en Francia. Química e ilustradora francesa.


Huérfana de madre a los tres años, su padre, abogado parlamentario, la envió a un convento donde recibió una excelente educación: era muy inteligente, sabía varios idiomas y era una buena dibujante. A los catorce años, en 1771, su padre la casó con Antoine Lavoisier (1743-1794) un noble abogado de 28 años, geólogo y químico. Antes de su casamiento, los primeros trabajos de Antoine tuvieron como objetivo la mineralogía y para ello realizó varias excursiones geológicas, también hacía pequeñas experiencias químicas.

Hasta principios del Siglo XVIII era la alquimia una fuente de conocimientos con su búsqueda para llevar metales comunes, por manipulación y su fusión con el fuego, al estado más puro: el oro. Pero eran fenómenos inexplicados. Aunque Marie-Anne no tenía formación como alquimista, ni mucho menos sobre química, pronto aprendió con su esposo y le ayudaba en el laboratorio que habían montado en su propia casa.

Se interesó en las investigaciones científicas y anotaba las observaciones, dibujaba esquemas y diagramas y grababa y tallaba los instrumentos del laboratorio. Marie-Anne era la encargada de la correspondencia científica de su esposo. Como sabía latín e inglés, traducía al francés, los tratados de química de varios investigadores. El más importante fue la “Teoría del flogisto” del científico irlandés, químico y geólogo Richard Kirwan. Marie-Anne no solo tradujo el trabajo, sino que agregó comentarios muy precisos sobre los errores químicos que encontraba. El flogisto es un elemento parecido al fuego, que carece de peso, y que se libera durante la combustión. Lavoisier llamó Oxígeno al gas liberado en la combustión.

En 1789 Lavoisier publicó el primer texto de química moderna, “Tratado elemental de Quimica” donde detallaba los 23 elementos conocidos como base de todas las reacciones químicas. Marie-Anne realizó los grabados en cobre de esta obra, además de dibujos y acuarelas. El matrimonio también realizó trabajos científicos sobre los alimentos, pues los consideraban como combustible para reponer las energías perdidas. Marie-Anne organizó un salón intelectual en su casa con los cientificos y naturalistas de la época, donde era muy admirada por su inteligencia.

En 1794, durante la Revolución Francesa, en plena etapa del Reinado del Terror, el padre de Marie-Anne y luego su esposo, fueron acusados de traición, y ejecutados en París: Lavoisier tenía 50 años. Luego de su muerte Marie-Anne, organizó todos los trabajos que habían hecho juntos y en 1805 publicó “Memorias de Química” con el nombre de su marido.

Se casó de nuevo en 1804 con el científico Benjamin Thompson (1753-1814) pero su intolerencia por su salón cultural y su rechazo por incluirla en su vida de experimentador, les llevó a los pocos años a divorciarse. Marie-Anne mantuvo el apellido de su primer esposo, su personalidad estuvo eclipsada por la figura de él, pocos reconocieron su valía y su aporte a la ciencia, siempre fue la esposa del científico Lavoisier.

Marie-Anne Lavoisier falleció en 1836 en su casa de París, a los 78 años de edad.

Fuentes y Bibliografía

No hay comentarios:

Protected by Copyscape Online Plagiarism Detection
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...